El rol de los Derechos Humanos frente al discurso de odio en la red

El “discurso de incitación al odio” condiciona la convivencia afectando a derechos fundamentales, de ahí que sea necesario reconocerlos, visibilizarlos y buscar un porqué que justifique la relevancia de los derechos humanos para su adecuada gestión.

Conceptos como odio, violencia u hostilidad tienen un componente más sociológico que normativo, lo que en buena medida dificulta su gestión únicamente desde un punto de vista legal que se base en la prohibición, En él, se reivindica la necesidad de profundizar sobre la relación entre la libertad de expresión y el “discurso de odio”: en qué circunstancias se produce, quién lo emite, a quién se dirige y por qué canales, analizando de esa manera si está produciendo una vulneración directa i indirecta en el ámbito de los derechos humanos.

Internet es el punto de partida de la era del intercambio instantáneo de información, siendo la herramienta que facilita el acceso a la información y a los conocimientos, contribuyendo al descubrimiento de la verdad y al progreso de la sociedad en su conjunto.

De ahí que las restricciones a la libertad de expresión en el entorno digital se hayan declarado como totalmente incompatibles con la libertad de expresión.

Educar en derechos humanos, se torna desde ese punto de vista como fundamental, resultando clave a la hora de equilibrar aspectos como la igualdad, la dignidad, la libertad de expresión o la libertad ideológica.

 

Descárgate nuestra Guía aquí ​